El peligro para nuestra salud de las bebidas azucaradas.

28.06.2018

Ya sabemos que tomar azúcar en exceso perjudica nuestra salud aumentando el riesgo de diabetes tipo 2, obesidad y enfermedades cardiovasculares. Un refresco tipo puede llegar a contener unas 9 cucharadas de azúcar.

Además las bebidas azucaradas incorporan muchos aditivos.

Los estudios demuestran que el consumo en exceso de estas bebidas, altera la percepción del sabor dulce y aumenta su umbral de percepción, por lo que cada vez necesitamos más azúcar para sentir dulces los alimentos. Sentirse atraído por alimentos más dulces es tomar productos cada vez más calóricos.

Se ha estudiado también que su consumo está relacionado con el aumento de la grasa abdominal profunda que es la que más perjudica a nuestra salud.

Parece que los ácidos y aditivos que llevan estas bebidas afectan a la absorción de calcio favoreciendo la osteoporosis.

Por otro lado los azúcares libres que incorporan perjudican a nuestros dientes favoreciendo la aparición de caries.

Las calorías tomadas de forma líquida tienen un menor efecto saciante, por lo que terminamos tomando muchas más calorías.

La solución no es sustituir las bebidas azucaradas por light o zero, los edulcorantes artificiales como aspartamo o sacarina, provocan atracción por ellos y rechazo por otros sabores dulces de alimentos sanos como las frutas. Además parece que los estudios están demostrando que pueden alterar la microbiota intestinal.

Creemos por tanto que sería una buena opción eliminar de sus hábitos el consumo de bebidas azucaradas.